Volla Phone consigue financiarse y se convertirá en un smartphone capaz de ejecutar UBPorts y Sailfish OS

publicado en: Aplicaciones, Linux, Software Libre | 0

Volla Phone es un smartphone Linux creado por una startup alemana que se puso como meta recaudar 350.000 euros mediante KickStarter, pero su exceso de ambición le hizo quedarse muy lejos de su objetivo. Los responsables del proyecto no se rindieron y en una segunda campaña sí han logrado recaudar lo que esperaban, aunque reduciendo el objetivo a 10.000 euros y consiguiendo más de 20.000.

Volla Phone es un proyecto similar a otros con los objetivos de ejecutar un sistema operativo GNU/Linux en un smartphone y ofrecer una mejor privacidad, sobre todo en comparación con Android. La intención es lanzar un smartphone que sea capaz de ejecutar UBPorts (antes Ubuntu Touch), Sailfish OS (que por razones de licencia no puede ser preinstalado) y otras distribuciones GNU/Linux adaptadas a móviles. A nivel de privacidad destacará por la inclusión de un servicio de VPN gratuito y no preinstalará los servicios de Google.

En lo que respecta a sus especificaciones de hardware, el Volla Phone contará con una pantalla IPS de 6,3 pulgadas, un chipset MediaTek Helio P23, 4GB de RAM y 64GB de almacenamiento interno ampliables con tarjetas microSD, una batería de 5.000mAh, soporte de LTE Cat6, jack de 3,5mm para conectar unos altavoces (o auriculares) de “toda la vida” y un puerto USB Type-C para transmisión de datos y recarga de la batería. Sus cámaras apuntan a ser más bien básicas para los tiempos actuales, aunque esta faceta posiblemente no sea la más demandada entre los potenciales compradores de este móvil. Por último, su precio al venta al público será de 359 euros, si bien para otras regiones partirá de 309 euros más impuesto de importación pagado aparte.

Los motivos de por qué en la segunda campaña de KickStarter se ha pedido poco dinero en comparación con la anterior ha podido ser, según una actualización publicada en la campaña original, por el hecho de que “el inversor del proyecto está aumentando los recursos financieros para el desarrollo” y “se ha acordado con el proveedor de hardware términos y condiciones de entrega más flexibles”. La previsión inicial es que las primeras unidades del Volla Phone sean entregadas el próximo otoño, siendo ensamblado en su totalidad en las fábricas de Gigaset (Siemens) en Alemania.

Volla Phone es un smartphone Linux que coexistirá con otros como el Librem 5 y el PinePhone, de los cuales hemos publicado en más de una ocasión en MuyLinux. Está claro que ninguno se perfila como una alternativa real frente al duopolio que actualmente forman iOS y Android, pero igual pueden ser un punto de partida para empezar a cambiar las cosas si alguno consigue superar sus expectativas de ventas.

Entreda: Muylinux